jueves, 19 de diciembre de 2013

Nubes caseras


Después del curso en La Mufinería, estaba deseando probar a hacer yo las nubes en casa, así que enseguida me puse manos a la obra. 

Ahí va la receta:

Ingredientes:

- 4 cucharaditas y media de gelatina neutra en polvo
- 120 ml. de agua fría
- 150 gr. de azúcar
- 150 gr. de glucosa líquida (sirope de maíz)
- 50 ml. de agua fría
- 1/8 de cucharadita de sal (1 pizca)

Elaboración:

- Se disuelve la gelatina en la primera medida de agua


- En un cazo, se pone la mitad del sirope de maíz (75 gr.), la segunda medida de agua, la sal y el azúcar y se calienta hasta alcanzar 115º (almíbar en punto de bola floja). Apagar el fuego y mantener a 115º durante 1 minuto removiendo con el cazo sobre el fuego (apagado).


- Mientras tanto, se echa el resto del sirope de maíz en el bol de la batidora. A continuación, se coge el bol de la gelatina y se mete en el microondas 30 segundos para que vuelva a quedar líquido. Se echa en el bol junto con el sirope y se empieza a batir. Teniendo en cuenta que este es quizás el momento más complicado porque hay que hacer varias cosas a la vez, a mi me vino muy bien utilizar una batidora americana, de manera que podía batir mientras removía la mezcla del cazo y calentaba la gelatina y la echaba en el bol de la batidora.


- Se incorpora la mezcla del cazo en el bol de la batidora sin dejar de batir. Se bate 5 minutos a velocidad media y otros 5 minutos a velocidad media-alta.

- Se incorpora esencia y/o colorante y se bate otro minuto. Yo, personalmente, en esta ocasión, añadí colorante verde y no utilicé ninguna esencia.


- Esta masa se pega muchísimo, así que antes de verterla, con ayuda de una manga pastelera, en los moldes, hay que untarlos muy bien con mantequilla. Una vez en los moldes, hay que dejarlas reposar durante al menos 6 horas (las puse en la nevera). Las que yo hice concretamente estaban bastante más buenas después de dos días que a las seis horas de haberlas hecho.


- Una vez que están preparadas para desmoldarlas, se embadurnan con una mezcla de maicena y azúcar glacé para que no se peguen.





Estaban muy buenas, así que ahora me animaré a probar a hacerlas de distintos sabores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario